CONSEJO DE LA CAMARA DE COMERCIO DE GANSU EN ESPAÑA SOBRE APLAZAMIENTOS Y MORATORIAS FISCALES Y DE SEGURIDAD SOCIAL Y SOBRE SOLICITUD DE PRÉSTAMOS

CONSEJO DE LA CAMARA DE COMERCIO DE GANSU EN ESPAÑA SOBRE APLAZAMIENTOS Y MORATORIAS FISCALES Y DE SEGURIDAD SOCIAL Y SOBRE SOLICITUD DE PRÉSTAMOS

 

Estimad@s amig@s,

 

Con nuestros deseos de que, al recibo de ésta, os encontréis tod@s bien de salud, pasamos a informaros de lo siguiente:

 

A día de hoy, la mayoría de los sectores de la economía en España están siendo castigados por los efectos negativos que ha traído consigo el COVID-19. En estos momentos nadie sabe hasta cuándo va a durar está situación y que se van a encontrar los negocios cuando abran sus puertas.

El principal efecto negativo que nos vamos a encontrar es la reducción de la actividad, ya que habrá una caída en la demanda. Lo segundo, si hay menos ingresos, entonces las estructuras organizativas se tendrán que adecuar a la demanda existente.

Estamos convencidos de que los efectos durarán menos que en la crisis financiera anterior, pero con una transformación del modelo operativo y empresarial, ante los nuevos comportamientos de los consumidores que se darán.

Si se dan los anteriores factores, los recursos financieros de las empresas se verán afectados y su tesorería no podrá cubrir, durante un cierto periodo de tiempo, los gastos estructurales.

Es por ello que desde la Camara de comercio de Gansu en España os recomendamos:

Solicitar todos los aplazamientos fiscales y de seguridad social posibles

Solicitar a vuestras entidades financieras los préstamos y refinanciaciones necesarios, con aval ICO

 

A CONTINUACIÓN, OS INDICAMOS LOS POSIBLES APLAZAMIENTOS DE SEGURIDAD SOCIAL Y FISCALES QUE PODEIS SOLICITAR, ASÍ COMO SOBRE LOS PRÉSTAMOS ICO

 

LAS MEDIDAS ADOPTADAS POR EL MINISTERIO DE INCLUSIÓN, SEGURIDAD SOCIAL Y MIGRACIONES QUE AFECTAN A LAS COTIZACIONES SOCIALES DE TRABAJADORES, EMPRESAS Y AUTÓNOMOS DESDE EL PASADO MES DE MARZO

 

Autónomos con derecho a la prestación extraordinaria

Los trabajadores por cuenta propia afectados por el cierre forzoso o por la pérdida de ingresos de un 75% o superior, tendrán derecho a solicitar la prestación extraordinaria, por cese de actividad.

Esta prestación implica que no abonarán las cotizaciones sociales mientras cobren dicha prestación y que se contabilizará como periodo cotizado.

  • ¿Qué ocurre con las cuotas de marzo?En el caso de haber abonado las cuotas correspondientes con anterioridad a la concesión de la prestación, la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS) devolverá de oficio la parte proporcional correspondiente (desde la declaración del estado de alarma, del 14 a 31 de marzo).
  • ¿Qué ocurre con la cuota del mes de abril?La TGSS no les cobrará la cuota correspondiente mientras se prolongue el estado de alarma. La prestación cubrirá hasta el último día del mes en el que finalice esta declaración.
  • ¿Qué ocurre con las cuotas de mayo y junio? Durante estos meses, podrán aplazar las cotizaciones sociales a un interés reducido del 0,5%. Para acceder a estos aplazamientos, debe tratarse de autónomos afectados desde y por la situación provocada por el COVID-19, por lo que no pueden tener otro aplazamiento en vigor anterior.

 

Autónomos que mantengan su actividad

 

Los autónomos que hayan mantenido su actividad y no hayan accedido a la prestación extraordinaria podrán acceder a medidas de flexibilización para mejorar su situación durante estos meses.

  • ¿Qué ocurre con las cuotas de abril? Podrán solicitar el aplazamiento de las cuotas a un interés reducido del 0,5%. Para poder tramitar este aplazamiento, deberán solicitarlo antes del transcurso de los diez primeros días naturales del mes de abril, para evitar la facturación de la cuota.
  • ¿Qué ocurre con las cuotas de mayo, junio y julio?El Ministerio ha aprobado una moratoria (sin intereses) de seis meses para estas cuotas (hasta noviembre y diciembre de 2020 y enero de 2021). Sus requisitos se establecerán por orden ministerial. Para quienes no cumplan los requisitos para el acceso a esta moratoria, podrán solicitar el aplazamiento al 0,5% de interés de las cuotas de mayo y junio.

 

Empresas que han presentado ERTEs por fuerza mayor

 

Las medidas para empresas que cumplan los requisitos para presentar Expedientes de Regulación Temporal de Empleo también varían en función del mes en que nos encontremos. Estas cuotas, al contrario que en el caso de autónomos, se abonan un mes después de la fecha de devengo.

  • ¿Qué ocurre con las cuotas de marzo?Las empresas que hayan visto aprobado el ERTE por fuerza mayor derivado de la declaración del estado de alarma están exoneradas de pagar la parte proporcional de las cotizaciones del mes de marzo de los trabajadores afectados por este ERTE (entre el 14 y el 31).
  • Cuotas de abril. La exoneración de cuotas se mantendrá mientras dure el periodo de suspensión de contratos o reducción de jornada autorizado. A partir de ese momento podrán solicitar el aplazamiento al 0,5% de interés.
  • Cuotas de mayo.Podrán solicitar el aplazamiento de estas cuotas con un interés del 0,5%.

 

Empresas que han mantenido su actividad

 

Las empresas que no hayan presentado ERTEs por fuerza mayor disfrutarán también de medidas de flexibilización:

  • Cuotas a pagar en abril.Podrán solicitar el aplazamiento de las cuotas (correspondientes al mes de marzo) a un interés reducido del 0,5%. Para poder tramitarlo, deberán solicitarlo antes del transcurso de los diez primeros días naturales del mes de abril.
  • Cuotas a pagar en mayo, junio y julio.Podrán acogerse a la moratoria de 6 meses para las cuotas correspondientes a los meses de abril, mayo y junio (cuyo periodo de abono es un mes posterior) si cumplen los requisitos. En caso contrario podrán solicitar el aplazamiento al 0,5% de interés para las cuotas a pagar en mayo y junio.

 

En todos los casos descritos con anterioridad, tanto para autónomos como para empresas, el plazo para solicitar la moratoria o el aplazamiento de cuotas será del 1 al 10 del mes de abono de dicha cuota.

 

LAS MEDIDAS POR LAS QUE SE HAN DADO FACILIDADES DE APLAZAMIENTO DE DEUDAS TRIBUTARIAS EN EL ÁMBITO DE LA ADMINISTRACIÓN TRIBUTARIA DEL ESTADO:

  • Se concederán aplazamientos de deudas tributarias que se encuentren en período voluntario de pago desde el 13 de marzo hasta el 30 de mayo de 2020.
  • El aplazamiento es previa solicitud, sin necesidad de aportar garantíasy hasta un máximo de 30.000€.
  • Se permite también -hasta ahora se inadmitía- el aplazamiento de retenciones, ingresos a cuenta, pagos fraccionados e IVA.
  • Esto afecta solo a pymes -volumen de operaciones de 2019 que no supere 6.010.121,04€-.
  • Plazo de 6 meses sin devengo de intereses de demora en los 3 primeros.

Por lo tanto, esta medida afectará, por ejemplo, al IVA mensual de febrero, marzo y abril, para pymes que optaran por el SII, y a los pagos correspondientes al primer trimestre -como Retenciones, IVA y pagos fraccionados de empresarios y de Sociedades-, cuyo plazo de presentación termina el 20 de abril.

 

LAS MEDIDAS POR LAS QUE SE PONE EN MARCHA LA LÍNEA DE AVALES PARA GARANTIZAR LA LIQUIDEZ DE AUTÓNOMOS Y EMPRESAS 

La Línea de Avales garantizará los nuevos préstamos y las renovaciones concedidas por entidades financieras a empresas y autónomos para atender las necesidades de financiación derivadas, entre otros, de pagos de salarios, facturas, necesidad de circulante u otras necesidades de liquidez, incluyendo las derivadas de vencimientos de obligaciones financieras o tributarias.

Esta Línea será gestionada por el Instituto de Crédito Oficial, en colaboración con las entidades financieras.

  • Podrán solicitar estos avales las empresas y autónomos afectados por los efectos económicos del COVID-19, siempre que los solicitantes no estuvieran en situación de morosidad a 31 de diciembre de 2019 y en procedimiento concursal a 17 de marzo de 2020. Los avales tendrán carácter retroactivo y podrán solicitarse para las operaciones formalizadas con posterioridad a la entrada en vigor del Real Decreto-ley 8/2020, que se produjo el pasado día 18 de marzo.
  • El aval garantizará el 80%de los nuevos préstamos y renovaciones de operaciones solicitadas por autónomos y pymes. Para el resto de empresas, el aval cubrirá el 70% del préstamo nuevo concedido y el 60 de las renovaciones.
  • El aval emitido tendrá una vigencia igual al plazo del préstamo concedido, con un plazo máximo de cinco años. El coste del aval, de entre 20 y 120 puntos básicos, será asumido por las entidades financieras.
  • Las empresas y autónomos interesados podrán solicitar la garantía para sus operaciones hasta el 30 de septiembre de 2020. Para ello, deberán dirigirse a las entidades financieras con las que el ICO haya suscrito los correspondientes acuerdos de colaboración.
  • Las entidades financieras se comprometen a mantener los costes de los nuevos préstamos y de las renovaciones que se beneficien de estos avales en línea con los costes aplicados antes del inicio de la crisis del COVID-19.

También asumen el compromiso de mantener, al menos hasta el 30 de septiembre de 2020, los límites de las líneas de circulante concedidas a todos los clientes y, en particular, a aquellos clientes cuyos préstamos resulten avalados.

En la Camara de Comercio de Gansu en España continuamos monitoreando las últimas normativas, informaciones y noticias para implementar las medidas que sean necesarias de manera ágil y os mantendremos en todo momento informados.

 

 

¡UNIDOS SOMOS MÁS FUERTES!!!

 

Quedamos a vuestra disposición para resolver cualquier duda al respecto.

Gracias por tu confianza.